Viajando por Perú

Acompáñame por mi recorrido por mi país preferido y descubre sus maravillas

Tag: lima

Visita el Parque del Amor de Lima

Hoy, hace exactamente 20 años, se inauguró el Parque del Amor en Miraflores y se develó una de las esculturas más famosas de Lima: “El beso”. Su creador, Víctor Delfín, se confiesa un romántico y revela detalles hasta ahora desconocidos de esta obra que en su momento causó gran polémica, pero que ahora es parte del paisaje de la ciudad. Para Delfín la cultura es una cuestión de coraje: “Se hacen o no las cosas”, señala y su escultura, que lo muestra a él besando a su compañera Ana María, es un claro ejemplo.

¿Cómo decidió hacer esta escultura?

Yo veía la cantidad de enamorados que llegaban a la playa, se besaban, se peleaban, luego se amistaban. Iba ilustrando todos estos temas. Hice varias parejas en diferentes poses y la que más me gusto fue esa. La realicé en un tamaño de 70 x 30 cm. Me gustó tanto que la mandé fundir en bronce y la tenía en mi taller.

¿La hizo antes que se la pidiera el entonces alcalde de Miraflores, Alberto Andrade?

Espera un ratito, déjame terminar de contar. Un día vino a visitarme un amigo que conocía a Alberto Andrade. Resulta que yo quería sembrar algunas plantas en un terreno muy árido y él me dijo: “¿Por qué no haces lo que está haciendo Andrade en Miraflores? Algún día te lo traigo para que te explique cómo siembra”.

¿Y vino Andrade a su casa?

Pasaron meses hasta que un miércoles vino mi amigo con Andrade. Fue una simpatía a primera vista y cuando vio la escultura de “El beso” me dijo: “¿La puedes hacer más grande?”. En ese momento nos olvidamos de sembrar [risas]. Le dije que sí. Después nos fuimos a dar una vuelta por los acantilados y empezamos a buscar el espacio. De pronto llegamos a un lugar donde había una escultura abandonada de mi amigo Campos. Alrededor estaba sucio, ¡parecía un basural!

¿Allí lo hicieron?

Sí ,y recuerdo que había una pareja, haciendo lo que hacen los enamorados y cuando vieron al alcalde salieron disparados. Es que ustedes no han vivido mis épocas, donde a los enamorados ¡los trataban como a delincuentes!

¡Los ampayaron!

Yo les dije: “No se vayan, acá les vamos a hacer un lugar para que los respeten, para que nadie los joda”. El alcalde escuchó y se quedó sorprendido con el discurso y le pusimos el Parque del Amor.

¿Ud. diseñó todo el parque?

Claro, todo, pero de pronto se paralizó la obra en agosto. La escultura ya estaba, pero los alrededores del parque todavía no. Hasta que un día se apareció un funcionario del municipio y me dijo que el parque tenía que estar listo para el 14 de febrero, ¡faltaba solo un mes!

¿Alguna anécdota?

Los chicos hacían su negocio cuando colocaban los nombres en las mayólicas. Yo les decía que colocaran nombres de parejas famosas como Romeo y Julieta o Humareda y Marilyn, pero ponían Rosita y Juan. Es que las parejitas que pasaban por ahí les pedían y a cambio les daban su sencillo [risas].

 

¿Conoces el Origen de Lima?

Hace más de 400 años Lima fue llamada “Ciudad de los Reyes”. Se dice que su fundador puso a la capital ese nombre porque coincidió con la fecha en que los Reyes Magos fueron hacia Belén. Sin embargo, según la historiadora María Rostworowski, ese nombre fue puesto en honor del emperador Carlos V de Austria y de su madre, la reina Juana.
Hoy Lima es una ciudad de más de 8 millones de habitantes, que conserva sus conventos y casonas coloniales, símbolos de su gran y madura tradición.

Historia

Pasado Preinca

Ubicada en las márgenes del río Rímac y a los pies del Pacífico, Lima guarda evidencias del periodo de la época prehispánica. Los más importantes son en primer lugar, el Gran Santuario de Pachacamac. En segundo, la Huaca Pucllana, un importante centro administrativo de la cultura lima (400 d.C.).

Taulichusco

Antes de la fundación española de Lima, el Curaca Taulichusco era el señor del valle: controlaba la vida económica de la gran llanura que se extendía hasta el mar. Su residencia quedaba donde hoy es el Palacio de Gobierno. Desde aquí vigilaba una de las mayores obras hidráulicas levantadas en Perú que abastecía con agua grandes zonas de cultivo.

 Fundación de Lima por los Españoles

Lima fue fundada el 18 de enero del año 1535, a orillas del río Rímac, por Francisco Pizarro. Fue elegida por las magníficas condiciones estratégicas y geográficas. La palabra “Lima”, proviene de “Rímac” vocablo quechua que significa “hablador”.

Virreinato (siglos XVI-XVII)

Durante el Virreinato, Lima se convirtió en la ciudad más importante y poderosa de la América Española. Fue, así, centro de todas las actividades comerciales y culturales. Creció rápidamente y se convirtió en la metrópoli más importante del Virreinato Español. Esto fue así hasta el siglo XVIII, cuando perdió su predominio debido a la creación del Virreinato del Río de La Plata.
El 28 de julio de 1821, tras la caída del Virreinato, el general José de San Martín proclamó la independencia del Perú. Es entonces cuando se inicia la etapa Republicana.

Actualidad

Lima es una ciudad moderna en constante crecimiento, pero que ha sabido mantener la riqueza de su Centro Histórico.

Infraestructura

Lima tiene actualmente una extensión de 2.664,67km²., a través de los valles de los ríos Chillón, Rímac, Surco y Lurín y del desierto entre ellos.
Fue durante el Virreinato el centro y orgullo de España en América. Es por ello que se encargaron de su embellecimiento: con grandes casonas, catedrales y plazas. Lima también fue conocida como la “Ciudad Jardín” debido a la gran cantidad de parques que poseía.
Su Centro histórico conserva aún hoy balcones y construcciones virreinales y de los primeros años de la república. Esta zona se diferencia de la moderna zona financiera de la metrópolis y los pueblos jóvenes de la periferia.
Actualmente el área del continuo urbano de la ciudad es de aproximadamente 500 km².

Atractivos turísticos

Dentro de la ciudad destaca el centro histórico, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en el año 1988. Tiene un trazado en forma de red y en su interior se ven muchos conjuntos de los siglos XVII y XVIII. En otra época estuvo amurallado para protegerlo de los constantes ataques piratas.
La arquitectura civil y religiosa de Lima es barroca y muestra una gran unidad de estilos. La ciudad fue afectada por los terremotos de los años 1940, 1966, 1970 y 1974, pero se ha mantenido en muy buen estado gracias a las remodelaciones.
Su instalación fue sobre los restos del palacio de Taulichusco, señor de Lima. Hoy en día, cerca se encuentran el Palacio de Gobierno, la Catedral y Palacio Arzobispal y el Palacio Municipal.

Iglesias y Conventos

Iglesia de San Francisco, Santo Domingo, La Merced, Las Nazarenas, San Pedro, San Agustín, Los Descalzos, San Marcelo y Santa Rosa. Muchos de ellos tienen más de 300 años de antigüedad. Se pude decir que guardan en su interior restos de santos limeños, esculturas, tallados y obras pictóricas de gran valor.

Museos y Casonas

Lugares como Torre Tagle, Casa de Pilatos, Palacio de Osambela, Museo de la Nación, Museo Nacional de Antropología y Arqueología, Museo Nacional de Historia, Museo de Oro del Perú, Museo Amano, Museo de Arte Italiano, Museo de Arte y Museo Larco Herrera. Todos ellos muestran la belleza de su arquitectura colonial y permiten al visitante apreciar la historia completa del país. En los diferentes locales hay muestras permanentes de cerámicas milenarias, textiles, orfebrería prehispánica, platería colonial y republicana.

Pero, ¿de donde viene el nombre Lima?

Existen varias versiones sobre el origen del nombre Lima. Aquí algunas explicaciones del por qué la ciudad fue bautizada así:
– Don Pedro Villar Córdova afirma que la etimología de la palabra Lima es de origen Aymará y denomina una flor amarilla “Limac – Limac” o “Limac – Huayta”. Ésta servía para acelerar el habla en los niños, pasándoles el tallo de la planta por la lengua. De ahí el sustantivo “Rímac”.
– Según Garcilaso de la Vega, el topónimo Lima es una degeneración de la voz “rimac”, que en castellano significa “el que habla”. Esto representa una referencia a un oráculo muy venerado por los indígenas y que se llamó así a todo el valle y a su río.
– Guillermo Lohmann Villena nos dice que el nombre Lima viene del idioma local pre-inca: Ishma o primitivo nombre del ídolo de Pachacámac.

El Cerro San Cristóbal de Lima

La historia de la colina de San Cristóbal

A poco de fundarse Lima, capital del Virreinato del Perú, los castellanos colocaron una gran cruz de madera en la colina más cercana a la ciudad. Esta primera cruz de San Cristóbal fue destrozada por los incas durante el cerco de Lima en 1536; en nombre del Sol y de las divinidades tutelares del Tahuantinsuyo.

Fue por esos días que los incas, decidieron dar la orden de avanzar sobre Lima. Encargaron esta campaña a uno de sus más hábiles guerreros: Hanancuscos, quien ya había destacado en el sitio del Cusco. Titu Yupanqui era representante real en el ejército, que marchó sobre las regiones yungas del litoral.

Una vez dada la orden, desde Ollantaytambo salió un ejército cusqueño con la misión de arrojar al mar a los españoles. Mientras tanto, habría de continuar el ataque a Cusco, donde resistía Hernando Pizarro, con cerca de doscientos españoles.

Tras vencer las resistencias iniciales, las tropas de Cusco descendieron a los llanos, poniendo asedio a Lima. Por varios días se libraron combates caros en vidas para los dos bandos: unos defendían la plaza y los otros querían tomarla. Y cierto día “amanecieron los indios más cerca, en una sierra grande, que estaba de ellos cubierta, que cosa de ella al parecer no se divisaba, de donde quitaron e hicieron pedazos una cruz grande de madera que estaba puesta en lo alto del camino que va a la mar y al puerto”.

Gran violencia reinaba en las filas de los incas, y bailaron al paso de un ave que defecó en todos, quitado ya el símbolo protector de los cristianos. Pero ya habían llegado los indígenas Huaylas para defender a sus aliados hispanos en el combate. En este último combate, perdieron los guerreros de Cusco. Muertos sus capitanes, los incaicos se retiraron.

Los españoles contaron con cuatrocientos hombres, de ellos doscientos de caballería. Pronto se recibieron en Lima trescientos hombres más de refuerzo. Y, desde un principio, combatieron al lado de los conquistadores varios miles de indígenas cristianos y enemigos de los cusqueños, “los cuales, haciéndoles espaldas a los españoles, peleaban muy bien y era causa de reservarse de grandísimo trabajo los caballos, porque de otra manera no lo pudieran sufrir”.

Poco después de romper del todo el bloqueo de Lima, se libraron las furiosas batallas de Pachacamac y de Rumichaca. Éstas costaron decenas de vidas a los hispanos, incalculable número de indígenas aliados, esclavos negros y caballos. Para entonces Francisco Pizarro había dispuesto que en la cumbre “se ponga en él, otra cruz como la que los indios quitaron”. El cerro se bautizó con el nombre de San Cristóbal, porque en su día se ganó la batalla.

Antes de la conquista, los antiguos peruanos ascendían a la cima para llevar ofrendas y sacrificios a sus dioses. Ahora, los españoles y misioneros lo hacían rezando el Vía Crucis y rememorando las estaciones de Jesús. Esa tradición continúa hasta ahora. El párroco Francisco Aramburú organizó en el año 1929 la primera peregrinación a la Cruz de San Cristóbal. Se realiza el primer domingo de mayo.

© 2017 Viajando por Perú

Theme by Anders NorenUp ↑